Escudo de la República de Colombia

Durante el lunes 25 de abril y el martes 27, los pares académicos tuvieron reuniones con estudiantes, egresados, profesores y directivas. Luego de esa etapa se espera la resolución del Consejo Nacional de Acreditación (CNA) y el Ministerio de Educación.

 

Tras visitar la Facultad de Minas y analizar los componentes del programa de Doctorado en Ingeniería - Sistema e Informática en cuanto a procesos académico-administrativos, calidad educativa, laboratorios, bienestar e instalaciones, los pares académicos dieron el informe final ante las directivas de la Universidad Nacional Sede Medellín.

 

Enrique González Guerrero, par académico y profesor de la Universidad Javeriana de Bogotá, manifestó que es un balance muy positivo, “se nota el esfuerzo del programa por implementar planes para mejorar la calidad, poseen un alto nivel de investigación, un buen ambiente académico para estudiantes y docentes, ambos se sienten cómodos en las instalaciones de la Facultad para cumplir los objetivos”.

 

Al respecto Juan David Velásquez Henao, director del Departamento de Ciencias de la Computación y de la Decisión aseguró que uno de los aspectos que más resaltaron fueron la calidad de los grupo de investigación, la relación con pares académicos internacionales, el apoyo a los estudiantes de Posgrado con el Centro de Documentación del bloque M2 y el Centro de Desarrollo e Innovación (CDI).

 

“Hay que tener en cuenta que hace dos años se inició con este proceso de acreditación y que desde ese momento se viene mejorando en algunos aspectos, la visita hace parte del proceso pero ya veníamos trabajando. Debemos mejorar en la cultura del dato porque la información está dispersa, pero es un plan está atacando la vicerrectoría de sede”, explicó Velásquez Henao.

 

Los pares académicos destacaron el buen número de doctorandos que se gradúan, las becas que permiten a los estudiantes dedicar tiempo completo al estudio y según González Guerrero, los alumnos destacan las siguientes competencias adquiridas en el desarrollo del doctorado: capacidad en investigación, el análisis crítico y la autocrítica. Se deben fortalecer las líneas de investigación por ejemplo la línea de investigación de ingeniería de software.

 

Hugo Terashima Marín, profesor del Tecnológico de Monterrey e investigador de las ciencias computacionales e inteligencia artificial aseguró que el doctorado tiene un gran potencial, sus estudiantes son buenos técnicamente, sin embargo en este tipo de procesos siempre habrá cosas por mejorar.

 

Por ejemplo los estudiantes que no tienen becas completas quedan a expensas de los proyectos de investigación y algunos estudiantes no pueden dedicarse tiempo completo a su doctorado por las clases con la universidad. Además hay que reforzar los cursos de emprendimiento y propiedad intelectual para que las tesis pueda tener una trascendencia más allá de las aulas, proyectarlas y que generen ingresos de acuerdo a modelos de negocio, debido a tantas propuestas interesantes que descubrieron en sus visita.

 

Miguel Ángel Jimeno Paba, par académico y profesor de la Universidad del Norte manifestó que encontraron que los profesores sienten un buen entorno laboral, y están de acuerdo con la remuneración. No aprecian una alta carga de trabajo (clases vs investigación) y la U.N. los apoya con pasantías y lo años sabáticos.

 

“Ente los aspectos por mejorar está la construcción de un esquema de formación pedagógica claro para todos los profesores y así mejorar de la manera simultánea la calidad educativa. Se notó cierta disgregación en pequeños grupos que no ayudan a hacer trabajos integrados y de impacto”, agregó Jimeno Paba.

 

En cuanto a la labor de Bienestar Universitario existen buenos servicios, excelente adecuación a las instalaciones y programas para facilitar el transporte, la alimentación y la salud. Se desatacó que hay estrategias para que egresados y profesores también estén articulados a esos procesos.

 

Por el lado de los proceso académicos se resaltó la posibilidad que tienen los estudiantes de tomar asignaturas electivas (hasta 16 créditos), “el Comité asesor curriculares es muy activo evaluando el desempeño de los profesores, y la resolución de los problemas por parte del director del Área Curricular”, dijo Jimeno Paba.

 

A partir de todas las observaciones documentales, después de las reuniones con estudiantes, docentes, egresados y directivas, se redacta un reporte que se envía al CNA y, ese mismo ente, junto con el Ministerio de Educación toma la decisión de otorgar la acreditación y determina por cuanto tiempo.

 

Carlos Jaime Franco Cardona, director del Área Curricular de Ingeniería de Sistemas e Informática afirmó que se harán todos los esfuerzos por mejorar las debilidades y se fortalecerán los puntos a favor.