Escudo de la República de Colombia

Un grupo de 9 estudiantes del curso de Seminario de Proyectos en Ingeniería es quien propone la innovadora propuesta.

 

Con el propósito de brindar una mayor sostenibilidad para la agricultura y reducir la contaminación en cuerpos hídricos debido a la eutrofización o acumulación de residuos orgánicos en lagos o embalses, que causa la proliferación de ciertas algas; un grupo de estudiantes desarrolló un proyecto que pretende producir un fertilizante con a base de orina humana.

 

Alejandra Mosquera, estudiante de Ingeniería Administrativa e integrante del equipo investigador, explicó que la orina contiene muchos de los mismos nutrientes que se encuentran en los fertilizantes, como nitrógeno, fósforo y potasio. “Se pretende disminuir los agroquímicos que se están usando actualmente en el país, el 92 por ciento son importados, el objetivo también es disminuir costos al agro y, mitigar efectos ambientales que tiene la orina sobre los ecosistemas acuáticos, contiene cantidades altas en fósforo y nitrógeno, y esas cosas en el agua son serios contaminantes, hacen que crezcan las algas en los ríos, y eso puede matar peces”.

 

El fertilizante orgánico ORGAFEN se producirá en la estación Agraria Cotové, ubicada en la Vereda El Espinal de Santa Fe de Antioquia, mediante la nitrificación de la orina humana que es recolectada en 15 orinales modificados para tal fin, localizados en el Núcleo el Volador de la Universidad Nacional de Colombia sede Medellín.

 

Andrea García, estudiante de Ingeniería Geológica e integrante del equipo investigador explicó que la recolección de la materia prima se va a realizar en el Núcleo el Volador de la Universidad Nacional de Colombia Sede Medellín, a través de una prueba piloto en donde se modifican los orinales para instalar en cada uno de ellos un tanque que permita almacenarla, luego se realiza un proceso denominado nitrificación que es el que permite eliminar cualquier tipo de patógeno o bacterias que estén en el líquido.

 

En paises como Estados Unidos y algunos del continente africano es una idea que cada vez toma más fuerza y se implementa en lo que se denomina orina verde para una sostenibilidad en el campo. “La inversión inicial para esta propuesta sería de 37 millones de pesos que se ven reflejadas en todas las modificaciones a los orinales, en el primer año del proyecto, se espera producir 660 unidades, en una presentación liquida de un galón de 60 litros, con un costo de $65 mil, muy inferior al que se está manejando comercialmente, $90 mil”, explicó García.

 

Finalmente, ORGAFEN es un fertilizante orgánico líquido que no representa riesgos para los cultivos ya que en su elaboración se eliminan los patógenos, trazas de medicamentos, olor y color característicos de la orina humana.

 

(Por/fin:AMR)

38/18