Escudo de la República de Colombia

Métodos Cuantitativos para la toma de Decisiones Ambientales

Métodos Cuantitativos para la toma de Decisiones Ambientales

Autor: 

Enrique Angel Sanint

Colección Facultad de Minas
.

Descargar libro

Con respecto al papel de las matemáticas en las ciencias de hoy (Thom, 1988), se ha planteado que el núcleo de las ciencias que permite una representación matemática se encuentra en la física fundamental "las grandes leyes clásicas, (gravitación, electromagnetismo)", en las cuales los modelos matemáticos pueden llegar a tener una exactitud asombrosa.

Conforme la ciencia se aleja de ese núcleo de la física, la situación pierde representatividad matemática rápidamente. En la mecánica cuántica, al pasar del modelo elemental del átomo de hidrógeno a situaciones más complejas, la capacidad de representación se pierde en un conjunto de aproximaciones. En otros campos de la física, (física del estado sólido, mecánica de fluidos), muchas leyes empíricas no poseen expresión matemática explícita, esta situación empeora aún más al pasar al campo de la química.
En biología sólo se presentan la dinámica de poblaciones y la genética como casos de formalización matemática con algún rigor y fuera de estos, se presentan casos aislados de representación de fenómenos a escala local. En otras ramas de las ciencias como la fisiología, la etología, la sicología y ciencias sociales, las matemáticas sólo aparecen en la forma de enunciados de tipo estadístico, con la excepción de la economía matemática.

Se citan también algunos casos de aplicación de teoría de grafos en la antropología y sociología, con lo cual básicamente se completa el panorama de las aplicaciones matemáticas a la ciencia.
Frente a este panorama que plantea la dificultad de avanzar con modelos estrictamente matemáticos en otros campos distintos del núcleo central de la mecánica clásica, se contrapone la necesidad de cualificar, hasta donde sea posible, las decisiones que se toman de cara a las actividades orientadas al desarrollo en general y a la gestión ambiental en particular.
En este contexto es necesario un avance de doble sentido entre las disciplinas ambientales y las técnicas existentes en las ingenierías y otras disciplinas aplicadas.

Este doble sentido significa un esfuerzo por parte de los analistas ambientales por apropiarse de técnicas existentes como los diagramas de flujo para el manejo de proyectos o para la sistematización de algoritmos computacionales, en aras de hacer su trabajo más cercano a las instancias de la decisión. En sentido contrario, significa un esfuerzo de los ingenieros por captar los problemas que los analistas ambientales enfrentan día a día y por poner a su servicio las técnicas que ellos dominan.
Esta tensión, marcada de un lado por la dificultad - imposibilidad dirían algunos- de adecuar modelos matemáticos a campos diferentes a la física y del otro por la necesidad de mejorar la gestión ambiental, enmarca el desarrollo de este texto.